ARTIST ROSTER TOUR DATES NEWS HOME

Avishai Cohen, la trompeta Hipster del Jazz

< Back

Sunday January 18, 2015

From Miss Olivine

Avishai Cohen, la trompeta Hipster del Jazz
By: Damon Bradley

Avishai Cohen es un trompetista israelí de jazz que desarrolla su trabajo partiendo de los postulados del post-bop, influido por Miles David, y sobre todo con John Coltrane a la cabeza, fuentes a las que le añade además fuertes elementos del jazz más contemporáneo así como de músicas de fusión o World Music.

Avishai creció en una familia muy influenciada por la música, su hermana toca el saxofón y su hermano el saxo soprano. A los diez años comienza a tocar la trompeta con la Rimon Big Band y posteriormente con la Orquesta Filarmónica Israelí. Más tarde se traslada a Boston para mejorar sus estudios musicales, una vez finalizados se instala en Nueva York y comienza a trabajar en el Smalls Jazz Club hasta el 2003, año en el que ve la luz su primer trabajo en solitario, “The Trumpet Player“.

No creo que exista una música que celebre más el elitismo y cuyo arte posea una mayor faceta cromática oscura que el jazz. Y es que no hay nada más hipster que el jazz, el resto son reinvenciones o malas copias. Debemos conocer que el término hipster se comenzó a usar en la década de los cuarenta para referirse a los aficionados blancos al jazz. Entonces los hipster trataban de adoptar y emular el estilo de vida de los músicos de club, del negro urbano, incluyendo su manera de vestir, su jerga, una actitud desenfadada y un marcado tono de humor sarcástico. Los hipsters llegaron justo después del movimiento hobo americano y antes del estallido de la generación beat. Estamos hablando de un espacio de tiempo que transcurre entre los años treinta y cincuenta, datos que tendríamos que tener muy en cuenta a la hora de utilizar ciertos términos para izar banderas de una supuesta modernidad, cuando es más bien un mirar hacia atrás.

Contemplamos y escuchamos a Avishai, en solitario o como grupo con Third World Love o con sus hermanos mayores en los 3 Cohens. Lo mismo tira de clásicos versioneando a Charles Mingus, que crea músicas para bandas sonoras o sale a tocar en directo con los Red Hot Chili Peppers ante un estadio abarrotado. De igual modo todo en él respira tranquilidad. Atrás dejó la escena del bajo Manhattan para trasladarse de nuevo a Tel Aviv, dónde ahora reside. No tiene una posición tan beligerante como otros compatriotas suyos sobre el conflicto palestino y recuerda con nostalgia como en los años noventa, aunque eran momentos muy duros, solía ir a tocar a Ramala a un club llamado Flamingo, club que por supuesto, ya no existe.

To read the original article, click here